18 enero 2014

El que apuesta al dólar pierde

Viendo que en Argentina el dólar ya llegó a cotizar $12, me puse a revisar los posts que he escrito con los pronósticos económicos, en particular en los que hice referencia al dólar.

No es cuestión de sólo tirar pronósticos y recibir chancletazos de los que no entienden, sino también hay que estar ahí para revisar los resultados.






En Mayo del 2011 (http://cangurolandia.blogspot.com.au/2011/05/pronosticos-para-argentina.html), cuando muchos creían que el país brillaba, y poco después el gobierno ganaría con más del 50% de votos, yo decía:

"En lo económico, la situación no es sustentable por varios motivos. Para empezar al dólar se lo mantiene planchado combinado con una inflación galopante. Es decir, en estos días Argentina tiene una inflación anual EN DOLARES del 30%, estimo. No hay país en el mundo que no explote si no corrige esa situación. Con el actual desajuste fiscal y el déficit creciente, y la total falta de disciplina económica, es ridículo pensar que la inflación se controlará en el corto plazo. Como esa parte de la ecuación no se puede ajustar, el que va a explotar es el dolar. Hoy ya se está en un nivel de competitividad similar al peor momento del 1 a 1, y perdiendo competitividad a un 30% anual. Por lo tanto, mi pronóstico es que después de las elecciones va a ver un buena devaluación, que no se si se manejará escalonada, o de un sólo golpe."

En ese entonces había un mercado cambiario libre y dólar a $4. Un año después ya había un cepo cambiario  implementado para evitar la escalada y fuga. Como resultado el valor del dólar pasó a ser manejado por oferta y demanda libre en el mercado negro, con un valor por encima de $6. Más de 50% en un año.




En Abril del 2013, cuando el dólar estaba en $8, es decir 100% de aumento en 2 años, con un dólar oficial en $4, yo decía (http://cangurolandia.blogspot.com.au/2013/04/la-argentina-del-20-1.html) :


"Esta situación (económica) no es sostenible mucho más allá del 2014. Si la corrección se hace el año próximo, el dólar debería estar en 12 o 13 a 1, y para ganar un poco de margen seguramente se devaluaría a un 15 a 1   ( que no es más que un 3 a 1 con el dólar oficial actual , mismo nivel que la última devaluación ). Si la cosa forzadamente se estirá hacia el final del actual ciclo (y no entiendo como se llegaría tan lejos ), con el nivel de emisión-inflación actual la devaluación podría llevar al dólar a un 20 a 1 contra el peso."

Recién pisamos el 2014, y el dólar ya está en $12, con el oficial corriendolo de atrás a $7.

Tendremos que esperar como esto termina y cuando, pero el resto de los pronósticos parecen estar bien encaminados.




También leí algunos de los muchísimos chancletazos recibidos cuando presenté los pronósticos, y algunos me decían:


"Probablemente no pegues ninguno de tus conceptos...
el PBI de argentina es el mas grande de la historia, nunca se construyeron tantas escuelas, hospitales etc.
sea como sea, este pais con este proyecto no tiene forma de caerse, la sustentabilidad de un estado se basa en el consumo y los ingresos... preferibe inflacion controlada, que deflacion y salarios congelados...
¿no te preguntaste porque aumentan las cosas en dolares? es sencillo, los sectores industriales oligarquicos, como de constumbre ante la inflacion estructural que padecen por un incremento notorio en la demanda, en vez de efectivizar la produccion o incrementar la misma, suben los precios, ganan mas dinero y producen lo mismo... eso no es incontrolable..."

"Sobre si el dolar se va a disparar?. El valor actual del dolar se mantiene artificalmente(alto) ya que hay sectores muy fuertes(sojeros, uia,etc) que pierden competividad y hacen un loby muy fuerte por mantener el dolar alto."


En fin, es lo que hay....




14 enero 2014

Australia Open 2014

Con una semana de temperaturas altísimas se largó el Australian Open, y el primer día, que con 31 grados es por lejos el más fresco de la semana, estuvimos ahí...
























06 enero 2014

Argentina año 2014

...o Nueve Años en Australia - Parte 4.



Mi diario de emigración, privado y en Word, lo comencé a escribir a mediados del 2003. Recuerdo que fue en un hotel, en la ciudad de Córdoba-Argentina, durante un viaje de trabajo. Todavía faltaban 18 meses para que pisara Australia por primera vez, pero mi mente ya estaba en el nuevo país. Ese diario de emigración, algunos años después, se convertiría en este blog, que dependiendo de las circunstancias de mi vida, fue teniendo diferentes formas y enfoques. 

Cuando empecé a escribir en mi diario, dejé expresados claramente mis objetivos: "El primero es que me sirva como referencia futura para poder medir durante el paso de los años, cuan alineado estoy con los objetivos iniciales. Dicho de otra forma, cuan realistas eran las expectativas originales. Además, puede servir en parte a mis hijos, nietos y a sus descendientes, sobre quienes tiene mayor impacto mi decisión, a entender sus orígenes y poner en perspectivas sus vidas en un lugar del mundo bastante alejado del lugar en el que yo nací, a su vez bien alejado de donde nacieron mis bisabuelos. También servirá como medio para que familiares y amigos, puedan conocer los pormenores del proceso de migración, que seguramente será muy rico en experiencias durante los próximos años. Por último, me da un espacio para expresarme en un momento de mucha fertilidad de argumentos e ideas, y de una acuciante necesidad de pensamiento y reflexión respecto de este proceso"

Mi objetivo original, expresado bien llanamente, era ir a vivir a lugar muy alejado de Argentina en particular, y de Latinoamerica en general ( ya que en mis años pre-emigración tuve la oportunidad de viajar mucho por trabajo por el continente ). Y con alejado no me refería solamente a una cuestión geográfica. Yo sentía que había nacido en el sitio incorrecto, muy fuera de lugar. La idiosincrasia y los valores de la sociedad estaban fuera de foco, la normalidad era anormal. Y yo estaba hastiado. No tenía ninguna necesidad de moverme, más que ese angustiarte hastío. Y decidí hacer algo al respecto.

Y como decía hace 10 años, comencé a escribir para, entre otras cosas, dejar un registro objetivo de los resultados de la decisión. ¿Me librará la emigración de esa carga que sentía de tan sólo vivir en Argentina? ¿Tendré oportunidad de escapar de la espiral decadente en la que este país está atrapado? 

En general los gobiernos son los que muestran lo que la sociedad es, y es más fácil usarlos a ellos como referencia para sacar conclusiones respecto de esa sociedad, y eso es lo que he hecho metódicamente año tras año. Ya quizás no tiene sentido como análisis de la decisión tomada, pero fue mi propuesta al inicio, y intento respetarla. Y a contramano de los que ferozmente me critican por pegar desde lejos, me siento en total derecho de hablar de lo que quiera. 

Ya no tiene sentido comparar países. Australia es un país desarrollado y Argentina no sabe ni siquiera para que lado está el desarrollo. Y desarrollo, como he concluido después de mucho años de reflexión, en una característica de la calidad de la gente de la sociedad toda, sin ninguna relación con medios materiales, más que en las consecuencias.

Quienes han estado leyendo este blog durante algunos años, pero mucho más aquellos que me conocen más cercanamente que del blog, sabrán que he hecho muchas referencias al 2014 en relación a Argentina. Hay quienes creen el el gobierno va a pilotear la tormenta, para dejarle la explosión al siguiente a fines del 2015. Yo no creo que eso sea posible. En mi visión, una de las más significantes crisis de la historia argentina se desatará este año. Y significante no sólo por su magnitud y alcance, sino porque ha sido completamente construida, estúpidamente, detalle por detalle.

Alguien dirá que es fácil predecir una crisis cuando el país está financieramente quebrado, las industrias madre destruidas, el sistema monetario violado y secuestrado, el país dividido, los ladrones festejando, una imagen vergonzosa a nivel internacional, y ninguna, pero absolutamente ninguna perspectiva para que se pueda imaginar un futuro de país un poco menos peor. La realidad es que este desenlace era visible hace muchos años, como cuando aquél periodista oficialista me decía al aire: "no pensas volver?, mirá que la Argentina está mejor que nunca". ¡Cuanta superficialidad y cuan poco cerebro! Esa es otra característica que me resultaba intolerable. El deporte nacional de querer imponer opinión siendo ignorante en el tema discutido.  

Argentina ha tenido gobiernos con las ideas o ideologías completamente equivocadas. Ha tenido gobiernos ladrones y corruptos. Ha tenido gobiernos violentos, violadores de leyes y mentirosos. Ha tenido gobiernos con funcionarios totalmente incompetentes. No es casualidad que esta crisis viene a darse cuando un sólo gobierno ha juntado todas esas características  y las ha potenciado.

Siendo economía una de mis áreas de especialidad, no puedo ni siquiera encontrar una leve justificación para que en la situación actual haya un marxista al frente de la economía del país. Es como tener un pedófilo dirigiendo un jardín de infantes. Un marxista en el siglo XXI es alguien que no entiende, que no tiene ni la más remota idea, de la economía como ciencia. Pero así es todo.

Obviamente despotrico porque, aún a la distancia, me da bronca. Quizás por motivos generosos, por la gente que no lo merece. Quizás por motivos egoístas, teniendo que acarrear la sangre de un país que es una vergüenza.

Lo que no se puede negar es que es justo. Este gobierno, con todos sus defectos visibles y expuestos, fue votado por la mayoría absoluta del país. Justicia es a cada cual lo que se merece. Y la democracía es un problema para las minorías mantenidas de rehén (pero la emigración lo resuelve).

La buena noticia es que Argentina, si alguna vez encuentra el camino, será sólo después de una muy severa crisis. El problema es que no sabemos cual será....